3 recetas de mezclas de frutos secos para el bocadillo perfecto previo al gimnasio

Primer plano de nueces, semillas y frutas desecadas
Al elegir un bocadillo saludable, la mezcla de frutos secos es una buena elección.

por Catherine Santino

Al elegir un bocadillo saludable, es posible que la mezcla de frutos secos no sea lo primero que te viene a la mente. Pero la colorida bolsa de mercadería no solo es el bocadillo perfecto para una caminata larga; ¡también puede brindarte sustento para el gimnasio! Después de todo, las frutas desecadas, los frutos secos y los granos contienen muchas vitaminas, minerales, fibra y grasas saludables que tu cuerpo necesita antes (y después) del ejercicio.

¡Ten cuidado! Muchas recetas de mezclas de frutos secos pueden ser grandes trampas de azúcar. Algunas frutas desecadas contienen bastante endulzante y muchas mezclas con chocolate son esencialmente dulces con algunas pasas entre medio.

Por eso es bueno encontrar tu propia receta exclusiva y saludable de mezcla de frutos secos. Ten en mente una amplia variedad de ingredientes, piensa bien cuáles eliges. No tienes que apegarte solo a frutas y frutos secos, intenta probar especias y sabores que normalmente no encuentras en las mezclas ya preparadas. También, presta atención a los tamaños de las porciones; estos bocadillos normalmente tiene muchos nutrientes, pero la cantidad de calorías también es alta. Si te preocupa sobrepasarte, intenta hacer porciones pequeñas de mezclas de frutos secos en contenedores o bolsas plásticas pequeñas, para que consumas solo una porción por vez y no comas de manera desmesurada.

A continuación te presentamos tres ideas de recetas exclusivas de mezclas de frutos secos que no solo te brindan la energía que tu cuerpo necesita, sino que evitan que te aburras de los bocadillos saludables.

1. La clásica con un toque

Esta deliciosa mezcla de frutas y frutos secos viene con un inesperado toque de sal marina y canela. En un recipiente, mezcla almendras, avellanas, unas chispas de chocolate, cerezas y arándanos desecados. Luego, espolvorea un poco de sal marina y canela a gusto.

Al agregar esa pizca de condimento, este bocadillo clásico se transforma en una combinación única de sabores que excita tus papilas gustativas y satisface tu deseo de bocadillos.

2. La mezcla moderna

¿Quién dice que las recetas de mezclas de frutos secos no pueden ser saladas? Combina algunas castañas de cajú, soja, semillas de zapallo, piñones, semillas de girasol y pasas de uva (para agregar una textura diferente) y sazónalas con ajo en polvo, sal marina, comino molido, chile en polvo y pimienta de cayena. Con esta combinación de ingredientes, puedes crear un contundente y satisfactorio bocadillo que contiene un golpe de sabor.

3. La mezcla de la nostalgia

Regresa a tus días de escuela con esta deliciosa mezcla de maní, granola, rodajas de banana, chispas de chocolate, chispas de manteca de maní y durazno desecado. Esta receta de mezcla de frutos secos con estilo "manteca de maní y jalea" es muy satisfactoria y se vuelve el bocadillo perfecto cuando estás de un lado para otro. Solo recuerda estar atento al contenido de azúcar usando las chispas de mantequilla de maní y de chocolate con moderación. O, sigue adelante y consiéntete, solamente reserva esta receta de mezcla de frutos secos como tu permitido del día.

¿La mejor parte? Estas son solo algunas de las recetas que puedes probar. Crea tus propias combinaciones y disfruta de infinitas posibilidades de este delicioso (¡y saludable!) bocadillo.