5 actividades divertidas de verano que todavía cuentan como ejercicio

niño y hombre jugando al fútbol en la playa
Llega el verano y nada mejor que salir afuera y disfrutar del sol. Estas son cinco formas divertidas de disfrutar los ejercicios al aire libre durante la temporada.

por Catherine Santino

Cuando finalmente llega el verano, nada mejor que salir afuera y disfrutar del sol. Entre el incremento de vitamina D y el revitalizador aroma del aire fresco, ¿quién no querría sacar ventaja de la interminable diversión veraniega que nos rodea?

Buenas noticias: los ejercicios al aire libre pueden ser tan positivos como lo que haces en el gimnasio, y podrás disfrutar de todo lo que el clima estival tiene para ofrecer. Además, siempre es bueno mezclar un poco tu rutina cuando la temporada cambia; de esa forma, puedes hacer que las cosas sean frescas y emocionantes.

¡Toma tu protector solar (y una gran botella de agua), átate las zapatillas y sal! Estas son cinco maneras de disfrutar de los ejercicios al aire libre esta temporada.

1. Explorar un sendero

No tienes que escalar una montaña para sacar provecho de una caminata. Simplemente busca un parque cerca que ofrezca senderos y pasa la tarde explorándolo, asimilando el paisaje. Es buena idea elegir un sendero que sea adecuado para tu estado físico, pero no temas desafiarte un poco y subir ese sendero difícil, ¡siempre puedes tomarte un descanso si lo necesitas!

2. Correr por la playa

Correr obviamente es un buen ejercicio para hacer al aire libre, pero correr por la playa coloca al ejercicio en otro nivel. Como lo señala Competitor Running, correr sobre la arena no solo es mejor para las articulaciones, el esfuerzo también exige un aumento en el entrenamiento de resistencia. Aprovecha las vistas de la playa y el rocío que proviene del agua, y obtendrás un ejercicio ideal.

3. Paddleboard

Si estás buscando ejercicios al aire libre más osados, el paddleboard es todo lo que necesitas. Es excelente para fortalecer el abdomen y mejorar el equilibrio. Además, se convierte en un increíble día de diversión que pasas con tu mejor amigo o tu pareja. Solo no olvides tus anteojos de sol y tu bronceador, ¡el sol que se refleja en el agua puede ser bastante intenso!

4. Ciclismo

Muchas personas utilizan la bicicleta como medio de transporte, pero ¡el ciclismo también puede ofrecerte un excelente ejercicio (y ser bastante divertido)! El ciclismo es excelente para obtener una explosión de ejercicio cardiovascular, fortalecer los músculos de las piernas y trabajar el abdomen todo al mismo tiempo. Gracias al clima más cálido, puedes ir a pasear en bicicleta casi en cualquier momento. Andar en bicicleta es la manera perfecta de relajarte después de un largo día, y es una buena oportunidad de disfrutar de toda la gloria del verano; solo recuerda usar casco.

5. Natación

¿Hay algo mejor que la sensación del cansancio beneficioso que se logra luego de un día de nadar al rayo del sol? No, no hay.

Invita a tus amigos o familiares y vayan a la playa o al lago más cercano para disfrutar de un ejercicio cardiovascular de bajo impacto que brinda la sensación de no ser un ejercicio. ¿Qué más podrías pedir?

Como siempre, consulta con un médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios. Consulta toda la exención de responsabilidades médicas aquí.