5 consejos para generar confianza dentro (y fuera) del gimnasio

dos personas sonriendo en la recepción de Planet Fitness
Aprovecha tu potencial y desarrolla tu autoestima.
por Lindsay Tigar

Algunos beneficios del ejercicio son evidentes: tus niveles de energía son mayores, tu presión sanguínea disminuye y duermes mejor. Otros no lo son, pero sin dudas son más importantes.

Sin necesariamente ser consciente de ello, cuando vas al gimnasio, estás generando confianza con cada repetición y cada carrera. Si bien es normal esperar ver resultados cuando te ejercitas, las buenas vibras y la energía que obtienes de esas sesiones de ejercicios, te harán sentir más feliz.

A continuación, se detallan cinco consejos que puedes seguir para aprovechar tu propio potencial para generar sentido de autoestima, dentro y fuera del gimnasio.

1. Concéntrate en cómo te sientes

La última vez que corriste durante 10 minutos completos, ¿Cómo te sentiste? ¿Motivado, realizado, apasionado, bien? Es importante concentrarse en estos adjetivos. Es por eso que una parte necesaria para generar confianza consiste en cambiar tu diálogo interno para concentrarte en tu tenacidad interior. Ya sea que tomes notas luego de cada ejercicio o cierres tus ojos y te conectes contigo mismo durante el enfriamiento, esto puede ayudarte a concentrarte en tu ánimo y a fortalecer la conexión entre esas vibras positivas y el trabajo que haces en el gimnasio.

2. Recompénsate a ti mismo con ropa que te haga sentir bien

Es normal que tus pantalones y zapatillas deportivas se desgasten (literalmente) en tu aventura con el ejercicio. Recompensarte a ti mismo con lo esencial de un nuevo vestuario deportivo es otra manera de generar confianza.

¿Qué quiere decir esto? Cuando sales del vestuario en un atuendo que te hace sentir una estrella, tu actitud, humor y energía se traducirán en tus acciones, aura y lenguaje corporal. Haz la prueba y compruébalo tu mismo.

3. Mira como las tareas cotidianas se vuelven más fáciles

Si llevar 10 bolsas de compras por cuatro tramos de escaleras solía ser una tarea imposible, pero ahora completas esta actividad diaria sin necesidad de un descanso, ¡es motivo de celebración! Existe una sensación de empoderamiento al volverse más fuerte con cada semana que transcurre. Esto puede hacer que las tareas que antes parecían incómodas, adquieran un significado nuevo y positivo.

Cada vez que notes un cambio, felicítate a ti mismo. Con esta nueva estima, es más probable que intentes nuevas actividades ya que crees en tu capacidad para completarlas. Cada vez que se te presente una nueva situación, podrás enfrentarla sin dudar tanto.

4. Toma algunas selfies

A veces puede resultar difícil ver cuánto estás progresando si no llevas un registro. Es por eso que un diario de selfies puede ser de utilidad. Al final de cada semana, toma la misma foto en el mismo lugar de tu casa y luego escribe todos los sentimientos que has tenido a lo largo de la semana. Usar el mismo atuendo cada vez que tomas una selfie también puede ayudarte a hacer un seguimiento de tu progreso, ya que podrás ver como te queda la ropa semana a semana.

A medida que pases las páginas de este libro en unos cuantos meses, te sorprenderás con tu progreso (tanto físico como emocional). Si estás inspirado, publica tu aventura en el gimnasio en Planeta de Triunfos, una comunidad en línea dedicada a celebrar los progresos a pequeña y gran escala. Tus compañeros socios te darán una dosis extra de apoyo y aliento.

5. Inscribe compañeros

Tú ya sabes que resulta beneficioso tener una fuerte comunidad de ejercicio, pero ¿por qué no un compañero que aumente tu autoestima? Si hay alguien en tu vida que esté dispuesto a intercambiar conversaciones diarias, pídele que se una en tu aventura en el gimnasio.

Pueden enviarse todos los días frases motivacionales, felicitarse el uno al otro por sus crecimientos y hacerse "comentarios positivos". Con otra persona de tu lado, no perderás de vista la importancia holística de llevar un estilo de vida saludable.

Como siempre, consulta con un médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios. Consulta toda la exención de responsabilidades médicas aquí.