Community@PF

Artículos sobre ejercicio, sugerencias para llevar una vida saludable y consejos sobre el estado físico.

5 Maneras de aprovechar al máximo tu ejercicio

mujer levantando pesas con un entrenador en Planet Fitness
No dejes que la pereza o la multitud de los gimnasios te desanimen. ¡Aquí te mostramos como aprovechar al máximo tu ejercicio!

por Catherine Santino

 

Algunos días, la parte más difícil de ir al gimnasio es vestirse y llegar hasta allí físicamente. Luego, una vez que logras llegar, tu cómodo sofá y el control remoto rápidamente se vuelven recuerdos lejanos.

Pero otros días, mantenerte concentrado durante todo el ejercicio puede resultar un desafío. Estás ocupado, así que quieres aprovechar al máximo tu ejercicio, pero pueden aparecer muchas piedras en el camino. Quizás te sientes particularmente cansado o frustrado, o la máquina que quieres está en uso, o estás distraído por todo el trabajo que tienes que hacer luego de la sesión de gimnasio.

¡No dejes que todo eso te desanime! Hay varios pasos que puedes seguir para aprovechar al máximo tu ejercicio, y hay cientos de recursos disponibles para ti. Aquí te mostramos algunos consejos para que te motives y te ejercites de manera efectiva.

Consulta con expertos en ejercicio

Los gimnasios proporcionan grandes recursos para sus socios, no solo equipos, sino también asesoramiento. No temas en preguntarle al personal sobre el asesoramiento de un entrenador para recibir instrucciones sobre las máquinas o consejos para nuevos ejercicios.

Estos expertos estás allí para ayudarte a que aproveches al máximo tu ejercicio, así que habla con ellos si sientes que no progresas.

Intenta usar máquinas multiuso para ejercicios cardiovasculares

Las máquinas para ejercicios cardiovasculares que incorporan movimiento para la parte superior del cuerpo, como la máquina de remo o la elíptica, pueden trabajar diversos grupos musculares al mismo tiempo. Al desarrollar tu resistencia aeróbica y fuerza muscular al mismo tiempo, puede hacer rendir más tu dinero.

Incorpora algunas pesas

Incorporar pesas a tus ejercicios puede ayudarte a desarrollar músculos y a quemar más calorías. Incrementar un poco la dificultad de los movimientos es una excelente manera de aumentar tu fuerza. ¡Incluso puedes ayudar a reducir las posibilidades de sufrir lesiones por sobrecarga!

¿Te encanta hacer ejercicios de puente como ejercicio de bajo impacto? Intenta colocar pesas sobre tus caderas para intensificar el movimiento. ¿Vas a hacer una serie de sentadillas? Toma algunas mancuernas livianas. Incorporar ejercicios de entrenamiento de fuerza a tu rutina regular es una excelente manera de mejorar tu condición física general.

Estírate

El tiempo en el gimnasio no solo tiene que tratarse de ejercicios cardiovasculares y pesas. La flexibilidad es un elemento crucial de la aptitud física; el estiramiento y pasarse un rodillo de espuma pueden ayudar a prevenir lesiones y hacer que te sientas al máximo. El estiramiento también puede mejorar el rango de movimiento, ayudándote a realizar los ejercicios de manera más efectiva.

Es mejor realizar ejercicios suaves antes de estirar, para que los músculos entren en calor. Si la máquina que deseas usar no está disponible o te sientes un poco perezoso en el gimnasio, toma una colchoneta y realiza algunos estiramientos o pásate el rodillo de espuma para hacer que la sangre circule. Además de las ventajas que presenta durante la rutina de ejercicios, el estiramiento puede resultar muy beneficioso para tu aptitud física en general.

Hazte un masaje luego de ejercitarte

Considéralo una recompensa por un trabajo bien realizado. Luego de un ejercicio intenso, dirígete hacia la silla de masaje en el gimnasio y regálate unos mimos cuando hayas terminado de ejercitarte. Además de sentirse genial, un masaje también puede ayudar con la recuperación muscular y la circulación.

Por supuesto, queremos que aproveches tu tiempo al máximo en el gimnasio, pero siempre asegúrate de hacer todo a tu propio ritmo y prestar atención a las necesidades de tu cuerpo. De esa manera, puedes sacar el máximo provecho de tu tiempo en el gimnasio y volver a tu vida agitada o ¡relajarte un poco!

Como siempre, consulta con un médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios. Consulta el documento completo de exención de responsabilidades médicas aquí.