5 recetas de verano fáciles y refrescantes

Bastones de vegetales verdes congelados
Con tantos productos frescos disponibles, hay muchas recetas que puedes probar en el verano.

por Catherine Santino

Finalmente llegó el verano, y con él el sol, los días de piscina, las vacaciones y los increíbles platos. Encontramos la mejores frutas y vegetales de estación, y las fruterías están en su mejor momento.

Con el calor se te antojan comidas frescas, entonces ¿por qué no probar estas recetas de verano fáciles? Con tantos productos frescos disponibles, hay muchas comidas y bocadillos que puedes probar en el verano. Y, por suerte, hay miles de maneras de preparar comidas sin encender el horno (una verdadera bendición con el clima húmedo).

Aquí incluimos cinco recetas de verano fáciles y deliciosas que toda tu familia adorará.

1. Paletas de helado caseras

Fácil, sano y delicioso, ¿qué más se puede pedir en una sola receta? Simplemente procesa o tritura tus frutas favoritas de verano, vierte la preparación en moldes para paletas de helado, colócalos en el refrigerador y disfrútalas luego de unas horas. A los niños también les encantará, y quizá ni se imaginen que son saludables.

2. Kebabs

Es temporada de barbacoas, así que aprovecha el calorcito para encender el fuego en la parrilla y hacer kebabs sanos y superfáciles. Para hacer un adobo sabroso, en una bolsa de plástico grande coloca una taza de azúcar moreno, una taza de aceite, media taza de salsa de soja y media taza de vinagre, mezcla todos los ingredientes. Luego coloca las pechugas de pollo en la bolsa y deja que se adobe durante al menos 30 minutos. Una vez que estén listas, haz pinchos con el pollo deshuesado y los vegetales de estación que prefieras (calabacines y tomates son una buena combinación) y colócalos en la parrilla, obtendrás una cena crujiente, ahumada y deliciosa con sabor a verano.

3. Sándwich caprese

¿Buscas algo liviano y sabroso para poner en la canasta de pícnic? Un sándwich caprese siempre es una buena opción. Simplemente corta unas rodajas de tomates frescos, mozzarella y unas hojas de albahaca, y coloca todo en una rodaja de pan focaccia. Coloca un poco de reducción de balsámico por encima (coloca otra rodaja de pan) y obtendrás un sándwich fresco para llevar.

No tienes que usar estufa ni horno, esta comida no solo es fácil de preparar, también es ideal para los días calurosos. Solo queda colocar la toalla de playa y una silla.

4. Choclo asado

¿Hay algo mejor que un choclo fresco en verano? Respuesta: No.

Compra algunas mazorcas de maíz en la verdulería local. Retira las hojas del maíz sin sacarlas por completo, saca la seda y luego vuelve a cubrir el maíz con las hojas, envuelve la mazorca con papel aluminio. Luego colócalas en la rejilla superior de la parrilla precalentada y sírvelas para acompañar una comida. También puedes disfrutarlas solas, como bocadillos. Prueba condimentarlas con salsa Sriracha u hojuelas de pimienta roja si te gusta lo picante, o agrégales un poco de albahaca y queso parmesano para darles un toque italiano.

5. Pastel sin hornear

Es bueno darse un gusto de vez en cuando, por eso prueba estas recetas de verano fáciles. Esta receta sencilla de pastel de chocolate y cerezas sin hornear tiene cerezas frescas y salsa de caramelo caliente. Es un bocadillo de verano irresistible. Definitivamente tendrás que comerlo rápido antes de que se derrita, pero de seguro no será un problema porque es delicioso.