¿Quieres medir tu progreso? Estos son 4 dispositivos de entrenamiento para el gimnasio

torsos de dos personas mirando relojes inteligentes
Los rastreadores de ejercicio muestran información clave sobre tus ejercicios, como el tiempo que te llevan y la intensidad.

por Steven Auger

Los dispositivos controlan muchos aspectos de nuestras vidas, desde encender el auto de manera remota hasta poder realizar operaciones bancarias u ordenar comida directamente desde el teléfono. Era solo cuestión de tiempo para que la tecnología avanzara en el ámbito del entrenamiento físico. Estos son algunos dispositivos de entrenamiento que quizá usen tus compañeros del gimnasio.

1. Podómetro

Un podómetro es un dispositivo electrónico pequeño que se engancha fácilmente en el cinto y sirve para contar la cantidad de pasos que realizas durante el día. Comúnmente se recomienda realizar 10.000 pasos por día.

Algunos estudios han demostrado que las personas que usan podómetros tienden a ser más activos, reducen la grasa corporal, mejoran el estado físico y la presión sanguínea. La Escuela de Medicina de Harvard informa que un podómetro de buena calidad cuesta tan solo $25,00. Si en el gimnasio ves a alguien en la trotadora con un dispositivo enganchado, probablemente sea un podómetro.

2. Rastreadores de ejercicio digitales

Mientras un podómetro básico es ideal para contar pasos, un rastreador de ejercicio digital puede registrar cuán rápido y lejos caminaste, con qué intensidad y durante cuánto tiempo, explica Heidi Godman, editora ejecutiva de la publicación Harvard Health Letter. Godman afirma que hay tres factores, responsabilidad, precisión y motivación, que hacen que un rastreador de ejercicio digital sea superior a un podómetro.

3. Monitor de ritmo cardíaco

Cuando la mayoría de las personas piensan en los músculos, probablemente se imaginen los bíceps y pectorales. Pero el corazón también es un músculo y, como cualquier músculo, cuanto más lo uses, más se fortalece. Por eso, según Active, es importante conocer tu ritmo cardíaco o cuántas veces el corazón late por minuto. Si usas un monitor de ritmo cardíaco cuando haces ejercicio, podrás saber cuánto se está esforzando o no tu corazón.

Un monitor de ritmo cardíaco típico consta de un reloj de pulsera y un transmisor. El transmisor se coloca en el pecho, a la altura del corazón, mediante una correa ajustable. El ritmo cardíaco se muestra en el reloj como un porcentaje de tu ritmo cardíaco máximo, o la cantidad máxima de latidos que el corazón puede soportar al nivel más alto de esfuerzo. Además, las trotadoras, las elípticas y las bicicletas fijas por lo general también tienen monitores de ritmo cardíaco. Para los que no tienen uno de estos dispositivos, estos también pueden ser buenos barómetros para el ritmo cardíaco. Los monitores de ritmo cardíaco pueden registrar el tiempo total de entrenamiento y las calorías totales que se queman, además de los porcentajes máximo y promedio de ritmo cardíaco.

4. Rastreadores de sueño

Dormir es fundamental para mantenerse saludable, y descansar lo suficiente es particularmente importante si estás tratando de perder peso. ¿Te has preguntado si duermes bien? Según la Fundación Nacional del Sueño, un rastreador de sueño mide la cantidad y la calidad del sueño mediante un método conocido como actigrafía. Un rastreador de sueño que incluye la actigrafía mide el movimiento mientras duermes.

Diversos rastreadores de sueño utilizan diferentes métodos para medir el sueño. Con algunos debes dormir sobre un sensor delgado que se coloca debajo de la sábana ajustable. Otros tienen la forma de una pulsera o brazalete, con otros debes usar un monitor de ritmo cardíaco. Estos dispositivos miden el tiempo que pasas dormido, el tiempo de los diferentes ciclos de sueño, el ritmo cardíaco, con qué frecuencia te despiertas e incluso cuánto tiempo demoras en conciliar el sueño. Si usas uno, podrás tener una idea de si duermes mejor después de hacer ejercicios un día en particular.

Ahora la tecnología nos permite rastrear y graficar exactamente qué tanto te ejercitas y los beneficios de tu esfuerzo. Cada vez más personas optan por dispositivos de entrenamiento para el gimnasio que los ayuden a maximizar su rendimiento. Si alguna vez te preguntaste sobre esta tecnología, primero establece tus metas de entrenamiento y luego decide cuál es el dispositivo más adecuado para poder lograrlas.

Como siempre, consulta con un médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios. Consulta toda la exención de responsabilidades médicas aquí.