Un paso a la vez

Hace catorce meses, Tony Mayes estaba sentado en una cama de hospital escuchando las opciones que le ofrecía el médico sobre la condición de su pierna izquierda. Ahora, aprovecha al máximo su vida y comparte su gratitud cada vez que puede.