Community@PF

Artículos sobre ejercicio, sugerencias para llevar una vida saludable y consejos sobre el estado físico.

¿Qué tecnología portátil para la actividad física es la correcta para ti?

Aplicación móvil de PF
¿Quieres alcanzar tus metas con el ejercicio y aprender más sobre tu cuerpo? ¡Necesitas contar con el tipo correcto de tecnología portátil para la actividad física!

por Autumn Jones

 

¡Ha llegado una nueva camada de dispositivos para el bienestar, y lucen como accesorios para combinar con tu vestimenta diaria! La tecnología portátil para la actividad física te permite rastrear y controlar diferentes métricas de salud sin tener que estar conectado a máquinas en un consultorio médico.

Al parecer, constantemente se realizan nuevos avances en cuanto a maneras para rastrear el conteo de pasos, controlar la frecuencia cardíaca, hacer seguimiento de los hábitos de sueño, y determinar los momentos en los que varía la temperatura corporal. Muchos de estos dispositivos pueden decirte cuán activo estuviste durante el día, calcular las calorías que quemaste durante un ejercicio, y alertarte cuando necesitas respirar con mayor profundidad y ponerte en movimiento.

Por supuesto, la precisión de esta tecnología puede variar. Por eso, si bien los dispositivos portátiles pueden ser muy útiles para mantenerte centrado en tu aventura con el ejercicio, nunca deben reemplazar el cuidado o el consejo que brindan los médicos.

4 tipos de tecnologías portátiles para la actividad física

La tecnología portátil para la actividad física ha evolucionado a un ritmo vertiginoso, y actualmente disponemos de diversos tipos de dispositivos. Aunque esto definitivamente es señal de progreso, puede ser (comprensiblemente) difícil para los novatos decidir cuál es el dispositivo adecuado para ellos.

¡Tenemos la solución! A continuación te mostramos una descripción general de los cuatro tipos de tecnología portátil para la actividad física más comunes y algunas ideas sobre cómo cada una puede potenciar tu aventura con el ejercicio.

1. Rastreadores de ejercicio

El auge actual en la tecnología para la actividad física comenzó con el rastreador básico de actividad física. Usado alrededor de la muñeca como un brazalete, este elemento básico del bienestar (que comenzó simplemente como una manera de rastrear la cantidad de pasos que se hacían al día), creció hasta convertirse en un favorito de los fanáticos a la hora de prestarle atención a todo tipo de métricas. Ahora, puedes controlar tu ritmo cardíaco o incluso rastrear cuánto duermes en la noche.

2. Relojes inteligentes

Los relojes inteligentes son como el hermano menor destacado del rastreador de actividad física. Con más opciones y prestaciones, los relojes inteligentes te brindan todos los datos relacionados con la actividad física y la salud de un rastreador de actividad física tradicional, con los beneficios adicionales de los mensajes de texto, música, llamadas, y acceso a internet. ¡Es básicamente como tener un pequeño teléfono inteligente adherido a la muñeca!

3. Anillos inteligentes

Rastrear tus ejercicios y medir tus resultados puede ser tan fácil como colocar algo de tecnología innovadora para la actividad física en tu dedo. Con sensores en el interior de la banda de los anillos inteligentes, puedes medir las métricas que más te interesan y disfrutar de una batería que dura hasta tres días. De todas las opciones, este elemento de tecnología portátil es definitivamente el más pequeño y ligero.

4. Lentes

Los lentes siempre han sido "inteligentes", pero con el beneficio agregado de la tecnología para la actividad física, estas gafas tienen la capacidad de ayudarte a encargarte de tu salud sin agregar peso al lente. Este accesorio hace mucho más que ayudarte a leer la letra pequeña con mayor facilidad; los sensores ubicados dentro del marco te permiten acceder a diversas aplicaciones (todo esto mientras haces un seguimiento de tus métricas de salud). Incluso, puedes usar la opción "encuentra mis lentes" de la aplicación cuando no recuerdes dónde los dejaste.

Lo que debes saber antes de invertir tu dinero

Antes de comprar cualquier tipo de tecnología portátil para la actividad física, primero debes tener en claro cuáles son tus metas. Por último, estos aparatos pueden mostrarte cuán activo eres y permitirte escuchar a tu cuerpo con mayor facilidad. Como un beneficio extra, usar la tecnología también puede aumentar la motivación para alcanzar tus metas de ejercicio.

Si se trata de metas, ¡asegúrate de ser específico! Buscar algo que mida la cantidad de pasos que realizas cada día es más claro y medible que simplemente decir, "Quiero ser más saludable". Allí es donde la tecnología entra en acción.

Algo que también debes tener en cuenta es que casi toda la tecnología portátil requiere que los usuarios hagan una sincronización con una aplicación de sus teléfonos inteligentes. Deberás asegurarte de que lo que compres sea compatible con tu teléfono inteligente en particular, y que tengas la accesibilidad necesaria para que la aplicación funcione correctamente.

Posibles desventajas a considerar

Un aspecto importante en torno a la compra de tecnología para la actividad física es el costo. Muchos de estos accesorios de avanzada tienen un alto costo, así que asegúrate de salir de compras y analizar las opciones de tecnología para la actividad física más asequibles y las de alta gama y mayor precio.

Además, estos dispositivos no son infalibles, así que ten en cuenta que existe un pequeño margen de error según la precisión de los sensores. Debido al hecho de que algunos dispositivos miden tus métricas de una manera más precisa que otros, es mejor que evites basar tus decisiones de salud (y opiniones sobre tus ejercicios) solamente en los datos que proporciona la tecnología portátil.

Finalmente, asegúrate de que lo que compres sea relevante al tipo de ejercicio que planeas hacer, las actividades que quieres controlar, y las métricas que deseas analizar en mayor profundidad. El tipo de tecnología portátil para la actividad física que elijas puede basarse en tu preferencia personal, lo que estés dispuesto a gastar, las metas que quieras lograr, y el tipo de moda que quieras mostrar. Así que, piénsalo bien (estarás agradecido de haberlo hecho).